media

Las finales de la NBA ya están en marcha y este año tenemos como contendientes al título a dos equipos que supieron brillar a su estilo y concretar lo más posible en cada una de sus etapas. Es así como los Lakers y el Heat son los protagonistas de la atípica final de la NBA de este año, donde ya hay ventaja para uno de ellos y un regreso esperado también. ¡Vayamos a los detalles de la final de baloncesto!

La lucha inicia

En el primer duelo, los Lakers empezaron con ventaja, la dupla LeBron James y Anthony Davis fueron las figuras del partido donde aniquilaron cualquier intento de sobresalir del Miami Heat. Y no sólo eso, Davis se destacó y fue quien más puntos anotó consiguiendo 25, 13 rebotes y 9 asistencias, algo muy bueno para ser su primera final profesional. A pesar de que la ventaja inicial fue de Miami, los Lakers supieron imponerse y llevarse el 1-0 de la serie por 116-98.

Aunque debemos aclarar que para el entrenador Erik Espoelstra este partido fue una pesadilla en cuestión de lesiones, Dragic salió lastimado en el segundo cuarto, mientras que Butler se lastimó el tobillo en la primera mitad, y por si fuera poco, Bam Adebayo salió con el hombro maltratado en el tercer cuarto. 

Juego 2

Para el juego 2, la historia se repetiría, los Lakers ganaron pero con un marcador más aplastante: 124-114. También el gran desempeño de Davis fue importante, donde anotó para el equipo angelino, 32 puntos y 14 rebotes. Pero, debemos aclarar que el Heat estuvo incompleto, ya que no contó con la presencia de su dupla: Adebayo y Dragic.

Otro detalle que puso en desventaja a Miami fue la lesión de Jimmy Butler, quien con un esguince en el tobillo no pudo rendir como se esperaba, generando sólo 25 puntos para su equipo, 13 asistencias y 8 rebotes.

Juego 3

El camino para los de Miami no ha sido fácil, para el juego 3 ya tenían la desventaja de 2-0 en la serie y además, llegaban al duelo 3 con dos de sus mejores jugadores lesionados: Goran Dragic y Bam Adebayo. Situaciones así de complicadas hacen que algunos jugadores salgan a la cancha a darle la vuelta al encuentro, y ese fue el caso de Jimmy Butler, la figura de la noche.

Cuando ya esperábamos que los Lakers volvieran a ganar, el Heat nos sorprendió de la mano de "Buckets", saliendo a la duela con la intención de alargar lo esperado. Para este encuentro, Davis fue borrado del mapa y es lo que debieron de haber hecho desde el inicio de las finales, pasó inadvertido gracias a la defensiva de Miami, por lo que sólo pudo conseguir para su equipo: 15 puntos y 5 rebotes.

Y no podemos dejar de decir lo importante que fue Butler para Miami, generando 40 puntos, 13 asistencias y 11 rebotes, lo que asegura algo en la serie: tendremos juego 4 y 5. Claro, si repiten la fórmula, llegaremos hasta el 7, ¿por qué no?

Si hay algo que nos dejaron claro Butler y compañía es que el regreso a casa no es cercano y darán la pelea de la vida por seguir con vida en la serie.

¿Ya tienes a tu favorito para ser el campeón de este año? Sea cual sea tu elección, no te pierdas ningún partido de la final de la NBA, ¡y que gane el mejor!